Tu Salud

8 trastornos del sueño más comunes (y qué hacer)

Los trastornos del sueño son cambios en la capacidad de dormir correctamente, ya sea por cambios cerebrales, desregulación entre el sueño y la vigilia, cambios respiratorios o trastornos del movimiento, y algunos ejemplos comunes son el insomnio, la apnea del sueño, la narcolepsia, el sonambulismo o el síndrome de piernas inquietas.

Existen decenas de trastornos del sueño, que pueden aparecer a cualquier edad, y son más comunes en niños o ancianos. Siempre que existen, estos trastornos deben ser tratados, ya que cuando persisten pueden afectar gravemente la salud del cuerpo y la mente. Entiende por qué necesitamos dormir bien.

Si aparecen síntomas de trastornos del sueño, el profesional más adecuado para diagnosticar y tratar la causa es el especialista del sueño, sin embargo, otros profesionales como médico general, médico de familia, geriatra, psiquiatra o neurólogo pueden evaluar las causas e indicar el tratamiento correcto en mayoria de los casos.

Los tratamientos para los trastornos del sueño dependen de la causa, y suelen estar indicados cambios en los hábitos nocturnos, psicoterapia o medicamentos, incluido el uso de productos naturales, como la melatonina, que deben ser prescritos por el médico.

1. Insomnio

El insomnio es el trastorno del sueño más frecuente, y puede caracterizarse por dificultad para iniciar el sueño, dificultad para mantener el sueño, despertares durante la noche, madrugar o incluso identificarse por quejas de cansancio durante el día.

Puede surgir de forma aislada o ser consecuencia del estrés o de una enfermedad, como la depresión, cambios hormonales o enfermedades neurológicas, por ejemplo, o ser provocada por determinadas sustancias o medicamentos como el alcohol, la cafeína, el ginseng, el tabaco, los diuréticos o algunos antidepresivos. .

Además, en muchos casos, el insomnio se produce simplemente por la existencia de hábitos inadecuados que perjudican la capacidad de conciliar el sueño, como no tener una rutina a la hora de acostarse, estar en un ambiente muy luminoso o ruidoso, comer en exceso o beber bebidas energéticas por la noche. . . Comprender cómo el uso del teléfono celular por la noche interfiere con el sueño.

Que hacer: el tratamiento para el insomnio consiste en mejorar la higiene del sueño a través de hábitos que favorezcan la calidad del sueño, lo que se puede realizar a través de sesiones de psicoterapia con técnicas cognitivo-conductuales o técnicas de relajación, por ejemplo. Además, el médico puede indicar el uso de medicamentos como benzodiazepinas, antidepresivos o antihistamínicos por un período corto de tiempo.

READ  4 razones para comer menos carne roja

2. Apnea del sueño

También llamado síndrome de apnea obstructiva del sueño, o SAOS, este es un trastorno respiratorio en el que hay una interrupción del flujo respiratorio, debido al colapso de las vías respiratorias, durante 10 segundos o más, siendo más común en hombres entre los 40 y 50 años. años y en personas obesas, que consumen alcohol y/o presentan alteraciones en la nariz, boca o mandíbula.

Esta enfermedad provoca alteraciones en el sueño, lo que se traduce en la imposibilidad de alcanzar etapas más profundas, y dificulta el descanso adecuado. Así, las personas con apnea del sueño tienden a tener sueño durante el día, lo que provoca complicaciones como dolores de cabeza, pérdida de concentración, irritabilidad, cambios de memoria y presión arterial alta.

Que hacer: el tratamiento se realiza con el uso de máscaras de oxígeno adaptables, denominadas CPAP, además de cambios de hábitos como adelgazar y evitar el tabaquismo. En determinados casos, la cirugía puede estar indicada para corregir el estrechamiento u obstrucción del aire en las vías respiratorias, provocado por deformidades o la colocación de implantes.

Aquí se explica cómo identificar y tratar la apnea del sueño.

3. Somnolencia diurna excesiva

La somnolencia diurna excesiva es la dificultad para mantenerse despierto y alerta durante todo el día, con un exceso de sueño, lo que dificulta la realización de las actividades diarias e incluso puede exponer a la persona a riesgos en la conducción de un automóvil o manejo de equipos.

Suele estar provocada por situaciones que privan de un sueño adecuado, como tener poco tiempo para dormir, dormir varias veces interrumpido o despertarse demasiado temprano, y también por el uso de determinados fármacos que provocan el sueño, o enfermedades como anemia, hipotiroidismo, epilepsia o depresión, por ejemplo.

Que hacer: el tratamiento lo indica el médico según la causa del problema, y ​​consiste especialmente en mejorar la calidad del sueño nocturno. Las siestas programadas durante el día pueden ser útiles en algunas situaciones y, en casos estrictamente indicados por el médico, se puede recomendar el uso de medicamentos estimulantes.

READ  Potasio: qué es, para qué sirve y dónde encontrarlo

4. Sonambulismo

El sonambulismo forma parte de la clase de trastornos que provocan conductas inadecuadas durante el sueño, denominadas parasomnias, en las que se produce una alteración en el patrón de sueño debido a la activación de zonas del cerebro en momentos inadecuados. Es más común en niños, aunque puede presentarse a cualquier edad.

La persona con sonambulismo manifiesta actividades motoras complejas, como caminar o hablar, y luego puede despertarse o volverse a dormir con normalidad. Por lo general, hay poco o ningún recuerdo del evento.

Que hacer: en la mayoría de los casos, no es necesario ningún tratamiento, y la condición tiende a disminuir a partir de la adolescencia. En algunos casos, el médico puede recetar medicamentos ansiolíticos o antidepresivos para ayudar a regular el sueño.

Entiende qué es el sonambulismo y cómo lidiar con él.

5. Síndrome de piernas inquietas

El síndrome de piernas inquietas es un trastorno neurológico que provoca una sensación de malestar en las piernas, generalmente asociado a la necesidad incontrolable de mover las piernas, y suele aparecer durante el descanso o al acostarse.

Tiene una probable causa genética, y puede empeorar por periodos de estrés, por el uso de sustancias estimulantes, como la cafeína o el alcohol, o en caso de enfermedades neurológicas y psiquiátricas. Este síndrome interfiere con el sueño, lo que puede causar somnolencia y fatiga durante el día.

Que hacer: El tratamiento implica medidas para reducir las molestias y mejorar la calidad de vida del individuo, incluyendo evitar el uso de sustancias estimulantes como el alcohol, el tabaco y la cafeína, practicar ejercicios físicos y evitar la privación del sueño, ya que la fatiga empeora el cuadro. El médico también puede recomendar medicamentos como dopaminérgicos, opioides, anticonvulsivos o reemplazo de hierro en casos específicos.

Conoce más sobre qué es y cómo tratar este síndrome.

6. Bruxismo

El bruxismo es un trastorno del movimiento caracterizado por el acto inconsciente de rechinar y apretar los dientes de manera involuntaria, provocando complicaciones desagradables como cambios dentales, dolores de cabeza constantes, así como chasquidos y dolor mandibular.

READ  6 enfermedades causadas por la garrapata en humanos

Este trastorno es más común en niños, sin embargo también puede manifestarse en la edad adulta, presentándose tanto de día como de noche, siendo más frecuente a la hora de acostarse.

Que hacer: el tratamiento del bruxismo es guiado por el dentista e incluye el uso de un dispositivo colocado sobre los dientes para evitar el desgaste, correcciones de alteraciones dentales, métodos de relajación y fisioterapia.

Ver más pautas sobre qué hacer para controlar el bruxismo.

7. Narcolepsia

La narcolepsia es un trastorno crónico del sueño caracterizado por ataques repentinos de sueño, en los que la persona puede dormir en cualquier lugar, en cualquier momento del día, dificultando las actividades del día a día. Los ataques pueden ocurrir unas pocas o varias veces al día y el sueño suele durar unos minutos.

Que hacer: La narcolepsia no tiene cura, sin embargo, el médico puede recomendar el uso de medicamentos estimulantes o antidepresivos, así como cambios en los hábitos de vida, como alimentación saludable, evitar el alcohol y dormir siestas durante el día.

Obtenga más información sobre cómo identificar y tratar la narcolepsia.

8. Parálisis del sueño

La parálisis del sueño se caracteriza por la incapacidad de moverse o hablar poco después de despertarse. Aparece por un breve período debido a un retraso en la capacidad de mover los músculos después de despertar del sueño. Durante un episodio de parálisis del sueño, la persona permanece consciente hasta que recupera gradualmente la fuerza y ​​el control muscular.

Las personas con mayor riesgo de desarrollar este fenómeno son aquellas que tienen hábitos de sueño irregulares, descompensación horariaestrés, ansiedad y, en algunos casos, enfermedades psiquiátricas.

Que hacer: la parálisis del sueño generalmente no requiere tratamiento, ya que es un cambio benigno que dura unos segundos o minutos. Cuando se experimenta parálisis del sueño, se debe mantener la calma y tratar de mover los músculos. En casos severos, el médico puede prescribir el uso de antidepresivos tricíclicos e inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina.

Echa un vistazo a todo sobre la parálisis del sueño.

Mira el siguiente video y descubre qué consejos debes seguir para dormir mejor:

Deja un comentario

Farmatón Multivitamínico – Tu Salud

Pharmaton es un multivitamínico y multimineral utilizado para tratar problemas de cansancio físico y mental causados ​​por falta de vitaminas o desnutrición. Pharmaton contiene en

Crema casera para perder barriga

Las cremas para perder grasa abdominal suelen contener sustancias capaces de activar la circulación sanguínea y así estimular el proceso de quema de grasa localizada.

Geriatón – Tu salud

Geriaton es un fármaco multivitamínico cuyo principio activo es la planta medicinal Ginseng. Este medicamento oral se utiliza para tratar y prevenir las deficiencias vitamínicas